English cv French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

domingo, 8 de agosto de 2010

Restauración VI. Ocultación de los motores de desvíos.

En esta foto veis el antiestético motor.


En esta otra no.


Le he puesto balasto encima.
Hay un truco que, antes de montar el desvío en el tablero, se le hace una caperuza con venda de escayola: se pone film transparente encima, para cubrir todo, desvío y motor, y con la venda se moldea el motor. Una vez seco se retira el film, se corta la parte que más sobresale y la zona donde está la palanca que mueve las agujas.
En mi caso como ya estaba instalado, le hice la caperuza de escayola y no me acabó de convencer, quedaba muy grande y alto y la idea era poner balasto encima.
Lo que hecho a sido ponerle sólo balasto, con mucha paciencia, casi piedra a piedra: primero se pinta el plástico del motor del color del balasto; una vez seco con un pincel, milímetro a milímetro, se extiende "No más Clavos" (porque seca antes) se ponen las piedras, y se aplastan bien, así hasta terminarlo. Dejando libre la palanca de cambio y el cilindro de la bobina. Una vez hecho esto se echa más piedra por los laterales y se pega con la mezcla de todos conocida: cola blanca, agua y detergente para vajillas.
Sólo queda patinarlo.




No hay comentarios:

Quizás te interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...